Un paseo por Sinera, itinerario Salvador Espriu

Compartir
Un paseo por Sinera, itinerario Salvador Espriu

Sinera es uno de los grandes mitos literarios en la obra de Salvador Espriu. Sinera es símbolo del paraíso perdido, del mundo feliz del escritor. Y Sinera es también como llamó Salvador Espriu a Arenys de Mar, pueblo en el que se sentía muy ligado sentimentalmente, ya que sus padres y antepasados eran areñenses. Espriu veranear en Arenys durante los años de infancia y de juventud y quedó fascinado por el paisaje y el pasado glorioso de la ciudad.

Fueron muchos y muy diversos los rincones y espacios que inspiraron al escritor, y que vemos plasmados en su obra. Os proponemos un paseo literario por la Sinera que tanto influenció Espriu para que conozcáis más de cerca el poeta, dramaturgo y novelista catalán y os enamoréis de la esencia de Sinera tal y como lo hizo él.

El punto de partida del itinerario es el Ayuntamiento de Arenys de Mar. Siguiendo por la acera de la derecha, llegamos a la casa número 14, residencia de los tíos maternos de Espriu: su madrina, María Castelló y Luis, su tío, ambos incorporados al mundo sinerenc.

La casa del poeta y el jardín de los cinco árboles

r168_casa En la actual calle Obispo Catalán número 27, antes conocida como del Peral, encontramos la residencia de verano de la familia Espriu. El espacio está muy ligado a momentos de felicidad del autor, también a la muerte de familiares cercanos y a la destrucción, ya que durante la Guerra Civil fue saqueada.

Destaca el patio de la casa, situado en la parte de atrás, con cinco árboles y un lavadero. Este espacio fue mitificado por Espriu y aparece en su obra con el nombre del "jardín de los cinco árboles", un rincón de refugio y de paz para el poeta. Se convertirá en el ágora antigua, un lugar donde hablar y reflexionar. En la ficción espriuana se representa la obra Primera Historia de Esther (1948).

Can Draper

En el número 16 de la calle Obispo Catalán encontramos la residencia de las hermanas Draper, íntimas de la familia Espriu. Espriu de niño iba a menudo a visitarlas y se quedaba a comer. De hecho, uno de los pasajes más emotivos de Primera Historia de Esther se introduce con uno de los platos cocinados por las hermanas Draper.

La Riera y la Sala Mercè

r168_la_riera Enfilamos el barrio de Escarabar, de calles estrechas y tortuosas, fuente de inspiración de Laia. En la calle del Cerro se puede ver la pared trasera de la casa del poeta, y sobresaliendo de ella, la vegetación del jardín de los cinco árboles. Si nos dejamos llevar por el camino del Cerro salimos a la Riera, eje urbanístico y de vida de la población. Espriu canta la Riera, tanto en los momentos alegres de fiesta, así como en los más trágicos, como las riadas.

Si seguimos Riera arriba por la acera de la derecha, en el número 54-56 se encontraba la Sala Mercè, un local de teatro y cine fundado por el padre y la tía de Salvador Espriu. El espacio actual quiere parecerse a lo que fue la Sala Mercè y conserva el marco de las ventanas del edificio.

La iglesia

r168_esglesia La plaza de la Iglesia, antiguo cementerio parroquial, estaba ocupada por parte de la rectoría hasta la Guerra Civil. La iglesia, de estilo renacentista y de bóveda gótica es el espacio donde se celebraron las exequias de la familia Espriu y de él mismo. De la iglesia de Arenys destaca el retablo mayor, una de las joyas del barroco catalán.

La calle de la Iglesia

En el número 43 de la calle de la Iglesia encontramos el Museo F. Marès de la Punta que contiene algunas de las mejores colecciones de encajes de Europa. La industria de los encajes fue muy importante para la población, y Espriu era conocedor. De hecho, la imagen de los encajes y las encajeras aparecen en diferentes ocasiones en su obra.

La plaza de las Cinco Esquinas

Recorriendo calles y plazas, llegamos al cruce de cinco calles, llamada la plazoleta de Cinco Esquinas. Antiguamente este espacio era frecuentado por la actuación de ciegos cantores de romances, de gitanos con osos y monos bailarines que han inspirado personajes espriuanos capitales, como el Altísimo a Antígona o el oso Nicolás.

El camino al cementerio

Avanzando por el camino que conduce al cementerio, se nos presenta una panorámica espectacular de la población y del puerto de Arenys. El Cerro del Mal Tiempo y el de la Piedad flanquean el pueblo y son para Espriu los "límites estrictos de Sinera". Delante de la entrada del cementerio, en dirección a la montaña podemos ver las colinas de Montalt, mencionadas en diferentes pasajes espriuanos. A mano izquierda, en un monte que toca el mar se alza la Torre de los Encantados, una fortificación que sirvió como torre de vigilancia por los piratas y foráneos. Estos, para Espriu son los límites amplios de Sinera, todo lo que pasa más allá, es forastero.

El cementerio

r168_cementiri Espriu a menudo paseaba por el recinto del cementerio, atraído por el aislamiento y silencio que encontraba. Era para el escritor un buen lugar donde pasear y meditar. Espriu fue enterrado en el cementerio de Arenys por deseo expreso. Su nicho número 381 se encuentra al final del segundo rellano. Junto, reposan los padres y hermanos difuntos del escritor.

El paisaje espriuenc

Uno de los elementos reales que Espriu incorpora fielmente a su obra es el paisaje areñense. Colinas redondeados, cubiertas de viñedos, algarrobos y pinares que descienden hacia el mar. Entre las colinas, una red de pequeñas rieras, los riales rodeados de cañaverales, de hinojo, son uno de los elementos más genuinos de la geografía local y más utilizados en la literatura de Espriu.

Biografía

espriu Salvador Espriu (Santa Coloma de Farners, 1913- Barcelona, 1985), hijo de notario y de familia acomodada se manifestó como escritor precoz con 15 años. Sus obras El doctor Rip (1931), Laia (1932) y Ariadna en el laberinto grotesco (1935) le dieron a conocer como una de las grandes promesas de la literatura catalana. Se licenció en Derecho e Historia Antigua en la Universidad de Barcelona, ​​donde inició una fuerte amistad con el poeta Bartomeu Rosselló-Pòrcel.

La Guerra Civil lo golpeó profundamente y truncó su brillante carrera universitaria y como literato. La posguerra lo convirtió en un oficinista que se dedicaba a la literatura en sus horas perdidas. Obsesionado por la muerte, por el destino del hombre y por el futuro del país, publicó entre otros, los libros de poemas de Cementerio en Sinera (1946), El caminante y el muro (1954), Final de Laberinto (1955) y la pieza teatral Primera historia de Esther (1948).

El tono de compromiso social y de denuncia ante el régimen franquista se hizo más manifiesto a partir de la publicación de la obra La Piel de Toro (1960), que lo convirtió en el "poeta nacional de Cataluña", momento en el que su obra tomó especial eco. A pesar de no haber nacido en Arenys de Mar, Salvador Espriu se sentía muy arraigado. Con el nombre de Sinera convirtió la población en uno de sus grandes mitos literarios, símbolo del paraíso perdido, del mundo feliz.

Base Nàutica Arenys de Mar

Arenys de Mar

Leer más

Fundació Palau

Caldes d'Estrac (a 2.2 Km)

Leer más

Segway Comarca Aventura

Arenys de Munt (a 2.1 Km)

Leer más

Rukimon - Rucs del Corredor

Dosrius (a 9.9 Km)

Leer más

Dónde comer

Pura Brasa

Pineda de Mar (a 13.3 Km)

Leer más

Dónde dormir

Càmping el Carlitos

Arenys de Mar (a 1.6 Km)

Leer más

Pineda Splash - 30º hotels

Pineda de Mar (a 12.9 Km)

Leer más

Campus Can Benet Vives

Tordera (a 10.7 Km)

Leer más

Càmping Bellsol

Pineda de Mar (a 11.5 Km)

Leer más

Destacamos...

La Ruta del Cister: tres grandes monasterios reales con una…

Leer más

Sorteo: Gana 2 menús parrillada en la Brasería Les Comes

Leer más

Propuestas

Actividades náuticas en la Base Nàutica Arenys de Mar

Leer más

Agenda

Fiesta Mayor de Cassà de la Selva

24/05/2024 - 28/05/2024

Leer más

Festival 'En Altres Paraules' en CaixaForum

08/05/2024 - 30/05/2024

Leer más

Apúntate a nuestras newsletters!

Podrás recibir nuestros boletines con nuevas rutas, promociones, sorteos y mucho más.
Disfruta de femturisme.cat desde tu correo electrónico!