Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Compartir
Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

En esta segunda entrega de la Ruta del Cister le invitamos a descubrir el monasterio de Santes Creus y sus comarcas, ricas en fauna y flora gracias en gran parte a la influencia del río Gaià, río que ha marcado la evolución histórica de estas suelos.

Todo transcurrirá en el Alt Camp, una comarca con un fuerte papel de la gastronomía y la cultura tradicional, la comarca de los calçots y los castillos por excelencia.

Entre castillos y calçots: Valls

De igual modo que en el resto de las comarcas del Camp de Tarragona, en el Alt Camp encontramos una fuerte presencia de Bodegas cooperativas modernistas, las villas donde encontrará son: Valls, Cabra del Camp, El Pla de Santa Maria, Nulles, Bràfim, Vila-rodona, Aiguamúrcia, Santes Creus, Alió....

Empezaremos la ruta por Valls, la capital de la comarca. Este municipio está situado en un tradicional lugar de paso, entre Barcelona, Tarragona y Lleida, lo que le ha permitido ser un importante centro de actividad comercial en distintos momentos de la historia. De este legado quedan edificaciones interesantes de visitar.

Primeramente nos acercaremos a la plaza del Ayuntamiento, llamada, Plaça del Blat. Este lugar es conocido como la cuna de los castells ya que es el lugar donde se enfrentan las dos colles castelleres locales a lo largo de la temporada.

El edificio consistorial se mantiene desde 1595, sin embargo se ha sometido a algunas reconstrucciones a lo largo del tiempo. Seguiremos hacia la iglesia de Sant Joan construida a lo largo del siglo XVI con estilo gótico y que luce un campanario de 74 metros de altitud, el más alto entre las iglesias parroquiales de Cataluña. La fachada completa de éste solo la podremos ver desde la calle Escribania desde donde nos podremos adentrar en el pequeño call judío de Valls y todavía encontraremos algunas muestras de su estancia en la ciudad.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Plaça de l'Ajuntament de Valls. Foto: Sergi Boixader.

Finalmente le recomendamos una visita a la Capilla del Roser, situada en el paseo de la Cort, muy interesante por las dos amplias baldosas vidriadas de su interior que representan las batallas de Lepant y un vistazo al monumento a los castillos de Josep Busquets, ubicado en el paseo de los Capuchinos y que honra al hecho casteller.

Por otra parte, cabe destacar la indicación geográfica protegida del calçot de Valls, lo que convierte la ciudad en capital del calçot durante los meses de noviembre a abril. La celebración de comidas populares con el calçot como protagonista se ha extendido por toda la comarca y el secreto de la salsa de romesco, par de la esencia de esta tradición.

Rincones del Alt Camp

Saliendo de la capital encontraremos otros lugares excelentes repartidos por la comarca. Si tomamos la C-37 en Valls llegaremos a Alcover, un municipio que ha integrado y conservado el paso de diversos estilos de construcción al día a día de la villa.

Encontramos restos medievales interesantes como los portales de San Miguel y de la Saura, el convento de Santa Ana o la iglesia vieja. Al mismo tiempo también tiene un fuerte peso la obra renacentista de mano del maestro local Pere Blai, del que destacaremos la iglesia nueva, el Ayuntamiento, Ca Cosme y la Abadía. Volviendo a la capital por la misma vía y cogiendo la C-51 desde Valls llegaremos a Alió, una pequeña villa de 400 habitantes que conserva a la perfección su estructura medieval, manteniendo el castillo, el patio de armas y la estructura de la muralla.

Siguiendo la misma carretera y desviándonos a mano derecha, llegaremos a Montferri una población aún más pequeña donde se encuentra el santuario dedicado a la Virgen de Montserrat. Esta construcción de estilo modernista fue iniciada en 1925 por un discípulo de Gaudí, pero no fue hasta 1999 cuando finalizó su construcción. Es una auténtica joya visible desde distintos puntos del territorio del Camp de Tarragona.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Santuari a la Mare de Déu de Montserrat. Foto: Sergi Boixader

Una vez visitado el santuario podemos hacer camino hacia el Monasterio de Santes Creus aprovechando los parajes que nos proporciona el río Gaià.

Por el río Gaià hasta el Monasterio de Santes Creus

El río Gaià fue una frontera natural cuando los musulmanes ocuparon Cataluña, de estos hechos históricos nos han quedado multitud de edificaciones milenarias, torres y castillos en ambas cuencas a las que podrá acceder por caminos de tierra. Una de estas magníficas construcciones es el Castillo de Rodonyà, levantado en la cuenca derecha del río a pocos kilómetros de Montferri, está en proceso de restauración y permite apreciar el estilo de las construcciones de la época.

Pero además estas cuencas acogen vegetación y fauna muy específica, que no encontraremos en muchos más lugares de Cataluña gracias a la poca presencia del hombre. A destacar la alameda de Santes Creus en la orilla izquierda del río que mantiene las especies propias de vegetación de ribera, casi exclusivas en Cataluña.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Vistes del Castell de Rodonyà. Font: CC Alt Camp.

Una vez aquí ya sólo habrá que cruzar el río Gaià para encontrar el Monasterio de Santes Creus, en el término municipal de Aiguamúrcia, está perfectamente habilitado para ser visitado, también con guía si nos interesa.

EL Real Monasterio de Santes Creus

El Monasterio de Santes Creus es un monasterio cisterciense situado en la comarca del Alt Camp, entre mar y montaña. La visita del monasterio nos permitirá conocer al mismo tiempo una comarca con un fuerte papel de la gastronomía y la cultura tradicional, la comarca de los calçots y los castells por excelencia. Es considerado uno de los mejores ejemplos de la arquitectura cisterciense en la Península Ibérica y ha sido declarado Monumento Nacional.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Reial Monestir de Santes Creus. Foto: JL

El monasterio fue fundado en 1158 por Ramon Berenguer IV y su esposa Peronella, como monasterio filial de Poblet. El edificio principal del monasterio es la iglesia, dedicada a Santa María, que destaca por su sobriedad y simplicidad, características del estilo cisterciense. La iglesia tiene una planta de cruz latina con tres naves y una cabecera con deambulatorio y capillas radiales.

Otra parte destacada del monasterio es el claustro, construido en estilo gótico, con arcos apuntados y capiteles decorados con motivos vegetales y animales. Es un espacio tranquilo y recogido donde los monjes cistercienses realizaban sus actividades diarias y de meditación.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Claustre del Monestir de Santes Creus. Foto: JL

A lo largo de los siglos, el Monasterio de Santes Creus fue un importante centro religioso y cultural. Acogió una escuela de gramática y retórica, una biblioteca y varios talleres artesanales. Durante la Edad Media y la época moderna, el monasterio tuvo un gran poder económico y territorial.

Aunque fue abandonado y parcialmente destruido durante el siglo XIX, en 1921 fue declarado monumento nacional y se veló por su restauración. Es el único de los monasterios de la ruta del Cister que no tiene vida monástica y por tanto nos permite explorar todos sus rincones convirtiéndose así por un rato, monjes del orden del Cister.

Hoy en día, el Monasterio de Santes Creus se puede visitar y es una atracción turística importante de la zona. Los visitantes pueden recorrer la iglesia, el claustro y otros espacios del monasterio, descubriendo su rica historia y arquitectura. También se organizan exposiciones y otras actividades culturales en el monasterio.

Cabe destacar los dos claustros, especialmente el mayor, por la minuciosidad de los capiteles de las columnas, mayoritariamente obra de un constructor inglés. Además veremos los dormitorios, considerados de una acústica extraordinaria por lo que actualmente es usado como sala de conciertos de música clásica, aparte de la multitud de estancias perfectamente conservadas y construcciones externas al monasterio, como el palacio real o la iglesia románica del Pla.

Ruta del Cister: Cultura, fauna y flora en torno a Santes Creus

Galeria del claustre del Monestir de Santes Creus. Foto: JL##]

Con su iglesia y claustro, ofrece a los visitantes la posibilidad de retroceder en el tiempo y explorar la vida monástica de épocas pasadas. Es un sitio cargado de historia y una visita obligada para los amantes del arte y la cultura.

El monasterio forma parte de la Ruta del Cister, junto con los monasterios de Poblet y Vallbona de les Monges. Esta ruta permite conocer los tres monasterios cistercienses más importantes de Cataluña y descubrir su legado cultural y espiritual.

Mon Casteller- Museu Casteller de Catalunya

Valls

Leer más

Reial Monestir de Santes Creus

Aiguamúrcia

Leer más

Aqualeón Water Park

Albinyana (a 10.9 Km)

Leer más

Reial Monestir de Santa Maria de Poblet

Vimbodí i Poblet (a 15 Km)

Leer más

Dónde comer

El Refugi

Valls (a 1.9 Km)

Leer más

Arena Tapas Restaurant

Salou (a 21.1 Km)

Leer más

L'Orangerie de Clos Barenys

Vila-seca (a 20.3 Km)

Leer más

Bodega Miquel Jané

Font-rubí (a 24.9 Km)

Leer más

Dónde dormir

Càmping Santes Creus

Aiguamúrcia (a 1.3 Km)

Leer más

Càmping Arc de Barà

Roda de Berà (a 13.5 Km)

Leer más

Mas Llagostera

La Bisbal del Penedès (a 8.1 Km)

Leer más

Càmping Stel

Roda de Berà (a 13.6 Km)

Leer más

Destacamos...

La Ruta del Cister: tres grandes monasterios reales con una…

Leer más

Experiencias

Descubre el Real Monasterio de Santes Creus - carné entrada…

Leer más

Visita guiada monumental por Montblanc

Leer más

10 €

Agenda

Visitas guiadas a Mas Casablanca

15/06/2024 ...

Leer más

Festival de música 'No Callarem!' en la Espluga de Francolí

15/06/2024

Leer más

Apúntate a nuestras newsletters!

Podrás recibir nuestros boletines con nuevas rutas, promociones, sorteos y mucho más.
Disfruta de femturisme.cat desde tu correo electrónico!